Los sistemas de detección de incendios o de humos se encuentran en constante monitoreo sobre el ambiente, con el fin de brindar un aviso oportuno sobre el problema existente, a fin de que sea mitigado antes de que ocurra un grave accidente.

 

Los sistemas contra incendios detectan la presencia no deseada de fuego mediante conocer si existen cambios en el ambiente asociados con una combustión. Estos sistemas pueden ser de distintos tipos, dependiendo de si son accionados automáticamente, manualmente o de las dos formas.

 

 Cuando este tipo de alertas existen, podemos realizar una evacuación eficaz y oportuna en nuestro edificio, informar sobre el problema, llamar a servicios de emergencia y prepararnos para combatirlos.

 

Te invitamos a cuidar la seguridad de tus trabajadores de manera pronta. Contáctanos y recibe un presupuesto personalizado.